La inversión inmobiliaria es tanto una mina de oro como el talón de Aquiles del inversor español medio. Señalada como la opción más rentable a menudo, requiere de mucha planificación, muchos ahorros y un olfato que nos impida cometer errores y acabar perdiendo mucho más de lo que pensábamos ganar.

Por otra parte, la inversión inmobiliaria inmerecidamente se ha relacionado comúnmente como una práctica especulativa por culpa de un sector, el de la construcción, al que se han sumado gente inexperta u otros intereses más allá que el de conseguir una mayor rentabilidad de nuestros ahorros, fin máximo de la inversión. ¿Cómo podemos estar seguros de realizar una buena inversión inmobiliaria y no caer en prácticas especulativas?

 

Cómo invertir en una propiedad inmobiliaria

 

No comprometas tu dinero

 

He aquí uno de los puntos que ha supuesto ganarse a la inversión inmobiliaria una mala reputación: nos dicen “expertos” o las noticias que se está ganando mucho dinero con los alquileres o con la compra-venta de propiedades, reunimos todo el dinero que podamos tener y compramos sin más miramientos una vivienda que, con el estallido de la burbuja o por cuestiones como una infravaloración, se lleva por delante todo nuestro capital.

Por ello, nunca debemos realizar sobreesfuerzos ni depender de ellas a la hora de invertir en propiedades. Si no disponemos del dinero suficiente existen otras fórmulas u otras herramientas de inversión que nos pueden ser más adecuadas.

 

No lo hagas solo

 

El crowdfunding no es solo cosa de poder financiar proyectos personales. También se puede llevar a la práctica para reunir inversores que posibiliten adquirir una propiedad sin poner en riesgo los ahorros como indicábamos en el anterior punto.

Plataformas como iCrowdhouse que yo, Fernando Vega, particularmente recomiendo, permiten que cualquier interesado en entrar en el mercado inmobiliario pueda hacerlo en la medida que le sea más cómodo, aportando el capital que crea conveniente y financiando la adquisición de propiedades de forma colectiva, de igual forma que se hace con las acciones empresariales o la venta de bonos.

 

Busca plataformas de inversión seguras

 

¿Y por qué Fernando Vega Hernández recomienda personalmente iCrowdhouse? Porque no se trata de un simple fondo de inversión, sino de una plataforma registrada y reconocida como segura por la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores), el máximo organismo en materias de regularización y control de activos en España.

Plataformas que no se encuentran bajo este marco regulado pueden incurrir en prácticas especulativas o incluso de dudosa legalidad que comprometan tu inversión y que por tanto no te puedan asegurar la disponibilidad de tus valores.

 

No te confíes

 

Muy relacionado con el punto anterior, no podemos invertir a la ligera sin tener un conocimiento certero de a qué y dónde lo hacemos. Tan importante como conocer el entorno de la inversión: en qué zona se realiza, qué posibilidades reales de revalorización existen (y no simplemente guiarnos por “sube el precio de compra” o “los alquileres están disparados”) y qué probabilidades hay de que el mercado se frene o decrezca entre otros puntos.

 

Realiza gestiones activas

 

En el caso de que no consideres la inversión en plataformas de crowdfunding inmobiliario (o incluso si lo hacemos con una cartera diversificada), debemos atender otros puntos como que cada propiedad se vea revalorizada en cada momento.

Si bien es cierto que las viviendas son de los bienes que mejor se revalorizan por el simple paso del tiempo, una falta de mantenimiento o la nula realización de mejoras en la propiedad pueden producir el efecto contrario. También debemos procurar que el entorno se vea mejorado con el tiempo, por lo que no debemos obviar nuestra responsabilidad en reuniones de comunidad e intercomunidad.

 

Peligros de una mala inversión inmobiliaria

 

¿Y a qué nos lleva despistar todos o algunos de estos puntos? A los aspectos negativos y a los motivos de la mala reputación que tiene la inversión inmobiliaria tras la crisis en el sector de la construcción vivido hace ya una década.

Al igual que no se puede afirmar que invirtiendo en el IBEX35 sacaremos mayor rentabilidad de nuestros ahorros (dependerá de a qué empresa le otorguemos nuestra confianza), con la inversión en vivienda ocurre lo mismo.

A día de hoy las propiedades costeras son todo un filón, pero al ser sobre todo segundas viviendas, dependerán en demasía de la situación económica para que se les pueda sacar la rentabilidad prometida. Por otra parte, la misma grandilocuencia se produce en las grandes capitales como Madrid o Barcelona, pero se requiere un capital de entrada difícil de amortizar.

Por ello, en cómo afinemos y sobre todo en lo bien asesorados que estemos respecto a la inversión en inmuebles, dependerá que la convirtamos en materia de éxito o nos dejemos arrastrar por los efectos de una crisis tal como ocurriera hace tan solo un par de años.

 

Empresario del sector inmobiliario, aficionado a la inversión en criptomonedas y fiel seguidor del VRAC. Disfruto y aprendo con cada experiencia y así me gusta que se refleje en el blog de Fernando Vega Hernández
Consejos a la hora de invertir en propiedades inmobiliarias
5 (100%) 4 votes
Please follow and like us: